La tierra como ser viviente en el arte teotihuacano

Zoltán Paulinyi

Resumen


Se analiza una imagen que se repite en una serie de murales teotihuacanos, la cual hasta hace poco se había considerado como una más de las representaciones de una multifacética "Gran Diosa”, cuya existencia sin embargo ha sido cuestionada recientemente. La imagen abstracta –con características de ser monstruoso– evidencia atributos acuáticos y telúricos. No sólo nos encontramos con ella en Teotihuacan, sino también en el arte epiclásico de Xochicalco y Cacaxtla. Se propone que las representaciones de bocas sobrenaturales del arte teotihuacano ofrecen la clave para interpretar al ser como una manifestación visual de la tierra viviente. Se argumenta en favor de que más bien se trata de una representación simbólica, y no de una deidad de la tierra. Se llama la atención acerca de una posible analogía estructural e iconográfica existente entre la imagen de la tierra viviente y la Ciudadela, uno de los complejos arquitectónicos más importantes de Teotihuacan.

Texto completo:

PDF


DOI: http://dx.doi.org/10.18441/ind.v24i0.317-337

Enlaces refback

  • No hay ningún enlace refback.



 

Licencia Creative Commons
Esta obra está bajo una Licencia Creative Commons Atribución-NoComercial-SinDerivar 4.0 Internacional.

© 2017 | IAI SPK

Ibero-Amerikanisches Institut PK